Economía

Calidad por encima de todo en Vinícola de Tomelloso

La bodega, en la que entran 14 variedades distintas, espera una cosecha de 19 millones de kilos

La Voz | Lunes, 8 de Octubre del 2018

En Vinícola de Tomelloso se combina sabiamente tradición y modernidad. La bodega que iniciara su andadura en el año 1986 ha conquistado mercados nacionales e internacionales gracias a una estrategia que, por encima de todo, busca la calidad. Desde la cepa a la copa, todo está calculado milimétricamente, para conseguir esos vinos diferenciados, con una amplia gama de productos para cada momento y circunstancia.

El enólogo de Vinícola de Tomelloso, Carlos Pérez, es un aragonés que lleva 27 años afincado en la Mancha. Tras una primera etapa en Tarancón, donde conoció a su mujer, ha recalado en la bodega tomellosera y después de seis meses afronta su primera vendimia. “La cosecha será superior en un diez o un quince por ciento a la de del año 2016, que es la que tomamos como referencia, porque la del 2017 fue una cosecha muy  mermada. Vamos a obtener una producción de unos 19 millones de kilos, de la que parte importante será para embotellados y habrá otra parte que irá al mercado de graneles”.

El enólogo cree que la vendimia es un tanto extraña. “Las lluvias de la primavera y un verano no muy caluroso han propiciado una óptima climatología para la viña después de años de sequía. Sin embargo, las maduraciones de algunas variedades se han retrasado, como la del chardonnay, también  han madurado lentamente los sauvignon. De este modo, se han juntado todas las maduraciones casi a la vez y hemos pasado algunos apuros por esta circunstancia.  En la bodega, una de las pioneras en la región en apostar por los embotellados y vinos de calidad, entra uva de catorce variedades chardonnay, sauvignon blanc, moscatel, viognier, verdejo, macabeo y airén en blancos, y en tinto se cosecha tempranillo, cabernet sauvignon, cabernet franc, merlot, syrah, garnacha y peti verdot.

Carlos Pérez asegura que los varietales traen una buena calidad lo que hará que los precios sean más o menos buenos, cosa diferente podría ocurrir con el airén. “Cada variedad tiene sus características de maduración y habitualmente van viniendo poco a poco, pero por las circunstancias que he explicado antes, este año han venido al mismo tiempo todas y el trabajo en la bodega se ha complicado bastante”

Añade el enólogo que “septiembre se inició con algunos relentes y tormentas, lo que hizo que la vendimia se iniciara antes porque los agricultores se suelen poner nerviosos,  aunque luego afortunadamente apenas llovió”.  A través de las ventanas de las oficinas, observamos el trajín de vendimia de la cooperativa. La mañana avanza y van llegando socios con sus tractores y remolques. Los trabajadores de la  bodega se mueven de un sitio para otro, cumpliendo diligentemente con sus labores. Uno de ellos, Pedro Correas, siempre cordial y afable, lleva trabajando en Vinícola desde su inicio.

Añil y Torre de Gazate son las dos grandes marcas de una entidad que siempre ha realizado una apuesta firme por la calidad. “La variedad chardonnay tiene gran importancia en esta bodega, y vamos a defender la marca Torre de Gazate que es muy amplia con seis o siete referencias, con chardonnay, verdejo, airén, tempranillo, cabernet….que están funcionando francamente bien”.

El enólogo alude igualmente a otras marcas más recientes de la bodega, los Xtales, “que son vinos gasificados, afrutados, con cierto dulzor, que son ideales para alternar y que buscan atraer a un consumidor más joven porque son vinos fáciles de beber; tienen su encanto y su gracia”. Pero la oferta de Vinícola no se detiene aquí que también apuesta por un vino “Pico y Brazo”, La Terrera, el blanco; y El Picador, el tinto. Carlos Pérez los define como “vinos de autor, con unas elaboraciones especiales, que también tienen su mercado, aunque más exclusivo, hacia gente que les gusta experimentar sensaciones con vinos clásicos, pero modernos al mismo tiempo”. El blanco tienen su fermentación en barrica, mientras que el tinto está elaborado con la variedad petit verdot, que casi ninguna bodega embotella, con el que se ha hecho algo diferente, que al fin y al cabo, es de lo que se trata en un mercado tan exigente y competitivo al mismo tiempo como el del vino”.

ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
3474 usuarios han visto esta noticia
Comentarios

Debe Iniciar Sesión para comentar

{{userSocial.nombreUsuario}}
{{comentario.usuario.nombreUsuario}} - {{comentario.fechaAmigable}}

{{comentario.contenido}}

Eliminar Comentario

{{comentariohijo.usuario.nombreUsuario}} - {{comentariohijo.fechaAmigable}}

"{{comentariohijo.contenido}}"

Eliminar Comentario

Haga click para iniciar sesion con

facebook
Instagram
Google+
Twitter
}

Haga click para iniciar sesion con

facebook
Instagram
Google+
Twitter
  • {{obligatorio}}