Tomelloso

Luis Ballesteros: «Queremos concienciar a la sociedad de Tomelloso de la importancia de la inclusión en comunidad»

En su función de Conector dentro del proyecto “Mi CASA. Una vida en comunidad” se encarga de hacer posible "que los sueños de las personas que viven en AFAS se cumplan"

La Voz | Martes, 8 de Noviembre del 2022
{{Imagen.Descripcion}}

Muy conocido por todos, dentro y fuera de AFAS, Luis Ballesteros es desde hace unos meses el conector de la entidad dentro del proyecto “Mi CASA. Una vida en comunidad”. Con amplia experiencia y formación universitaria en discapacidad, ocio, deporte y voluntariado, este veterano profesional, -trabajador de AFAS desde hace ya 18 años-, nos comenta en esta entrevista los aspectos que más le ilusionan de este proyecto.

P.- ¿Cómo explicaría de manera concisa y clara qué es este proyecto de innovación social a aquellas personas que aún no hayan oído hablar de él?

R.- Este proyecto de desinstitucionalización, que viene financiado por Europa, consiste en un cambio de mentalidad importante, tanto para las familias de los residentes de AFAS, como para la sociedad en general, ya que las PCDI van a estar más presentes que nunca en nuestros barrios, van a vivir en nuestras calles y comprarán en los mismos comercios que el resto de la gente de Tomelloso. Todo esto conlleva que la sociedad, las administraciones y los colectivos sociales y empresariales tengan que apoyar este cambio. Pasamos del modelo de cuidados al modelo de derechos, en el que las personas con limitaciones toman el mando y elijen cómo quieren vivir su vida.

El objetivo principal de este proyecto radica en el poder de decisión de las PCDI. Esto se fundamenta en dos vías importantes, la primera son los apoyos, tanto a la persona como al entorno; la segunda vía consiste en la conexión con la comunidad. Para ello, vamos a salir a la comunidad y vamos a llamar a muchas puertas de colectivos sociales y de empresas, pidiendo una oportunidad de inclusión social, pero también reivindicando el derecho a participar en igualdad de condiciones con el resto de la sociedad. Lo que se pretende es que la persona con discapacidad intelecutal conozca, participe y pertenezca a la comunidad.

P.- ¿Qué es un conector dentro del proyecto Mi Casa?

R.- El conector es la persona que se encarga de hacer posible que los sueños de las personas que viven en AFAS se cumplan. Su labor radica en buscar en la comunidad la mejor oferta que se adapte a la persona para que se pueda incluir socialmente de manera normalizada, ya sea en materia de ocio, empleo, cultura, deporte…

El conector ha de estar siempre presente y sirve de enlace para apoyar y ayudar, tanto a los colectivos sociales y las empresas, como a las PCDI, potenciando que se consolide la inclusión social de la persona con el mayor de los éxitos.

P.- ¿Cómo aborda estas nuevas funciones dentro de su ya dilatada trayectoria en AFAS?

R.- Muy ilusionado, ya que siempre he creído en el proceso de desinstitucionalización. Además, considero que desde el área de Ocio, Deporte y Voluntariado de AFAS se ha realizado un gran trabajo sensibilizando a la sociedad de Tomelloso. Las PCDI que pertenecen a nuestra entidad ya participan en muchas actividades de ocio en Tomelloso: van a la piscina, asisten al cine, salen de paseo y participan de diferentes colectivos sociales, pero queda mucho trabajo por realizar para conseguir la inclusión social verdadera.

Desde la Oficina de Vida Inclusiva también se viene trabajando desde hace tiempo para que las PCDI se formen y trabajen en entornos normalizados. Todo suma en el objetivo final de lograr un Tomelloso inclusivo. Del mismo modo, el Ayuntamiento trabaja para ello desde la campaña anual de sensibilización con la discapacidad.

P.- ¿Cuáles cree que pueden ser las mayores dificultades de la puesta en marcha del proyecto?

R.- Soy consciente de que el trabajo con la comunidad tiene que ser muy intenso, ya que los indicadores muestran que a la sociedad le cuesta mucho creer en la inclusión real de las personas más vulnerables. Debemos sensibilizar a la sociedad, formarla, orientarla, guiarla, aconsejarla… También debemos mostrar cercanía con todos esos colectivos sociales y empresas que van a apostar por este proyecto para que tengan la seguridad de que nunca van a estar solos.

P.- ¿Cuáles son los retos de Mi CASA que mayor motivación le genera?

R.- Son tres los retos que el proyecto MI CASA tiene que consolidar: transformación (Tomelloso ha de convertirse en una ciudad inclusiva en la que quepa todo el mundo), fortaleza (ya que se trata de un proyecto que beneficia a la sociedad en su conjunto) y diseño universal (al que la Administración y los colectivos sociales han de otorgar un valor prioritario, puesto que es el único diseño que permite participar a todos).

P.- Por último, ¿qué cree que puede suponer para Tomelloso que AFAS forme parte de este novedoso proyecto?

R.- AFAS es una entidad con mucha fuerza dentro del tejido asociativo y empresarial de Tomelloso. Es muy importante que nuestra organización crea en este proyecto de inclusión. Si AFAS y Plena Inclusión consiguen sensibilizar y concienciar a la sociedad de Tomelloso de lo importante de la inclusión en comunidad de las PCDI, lograremos el paso que nos falta, que es la creencia de que todos somos iguales y todos tenemos idénticos derechos y, por tanto, debemos tener idénticas oportunidades.

‘Mi Casa, una vida en comunidad’ es un proyecto de innovación social impulsado por Plena inclusión España junto a 7 de sus federaciones autonómicas y 32 entidades locales con el fin de promover el tránsito de personas con discapacidad intelectual y del desarrollo institucionalizadas hacia viviendas y actividades en la comunidad, especialmente de aquellas que necesitan más apoyos. En los próximos 2 años, de modo experimental, pondrá en marcha un total de 66 viviendas en la comunidad, en las que 284 personas con discapacidad intelectual y del desarrollo tendrán la oportunidad de vivir en 33 pueblos y barrios de esas 7 Comunidades (Aragón, Cataluña, Extremadura, Comunidad de Madrid, Castilla-La Mancha, Región de Murcia y Canarias).

Con este proyecto, Plena inclusión pretende proponer un nuevo modelo de gestión de los cuidados de larga duración, a través de la investigación, la experimentación y la innovación. Un modelo que promueva la transición hacia vida en comunidad para estas personas, acompañándola de estrategias de desarrollo comunitario que hagan los pueblos y barrios más inclusivos, y sea capaz además de prevenir los procesos de institucionalización.

El proyecto ‘Mi Casa, una vida en comunidad’ cuenta con el apoyo de los Fondos Europeos de Recuperación NextGenerationEU, a través del Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia aplicado por el Gobierno.


1501 usuarios han visto esta noticia
Comentarios

Debe Iniciar Sesión para comentar

{{userSocial.nombreUsuario}}
{{comentario.usuario.nombreUsuario}} - {{comentario.fechaAmigable}}

{{comentario.contenido}}

Eliminar Comentario

{{comentariohijo.usuario.nombreUsuario}} - {{comentariohijo.fechaAmigable}}

"{{comentariohijo.contenido}}"

Eliminar Comentario

Haga click para iniciar sesion con

facebook
Instagram
Google+
Twitter

Haga click para iniciar sesion con

facebook
Instagram
Google+
Twitter
  • {{obligatorio}}