Tomelloso

Alejandro Ramírez: «Vamos a vivir la Romería de la Virgen de las Viñas con fe, esperanza y oración»

El presidente de la Hermandad explica a La Voz como se va a celebrar este año la festividad de la Patrona de Tomelloso

Francisco Navarro | Lunes, 19 de Abril del 2021

Por segundo año consecutivo Tomelloso no va a celebrar la Romería de la Virgen de las Viñas. La situación provocada por la pandemia del coronavirus recomienda que los pocos actos que se van a llevar a cabo sean de forma virtual. El presidente de la Hermandad de la Virgen de las Viñas, Alejandro Ramírez Soriano, nos cuenta como se va a vivir una fiesta, sin lugar a dudas, extraña y diferente, en la que apela a la fe, a la oración y, sobre todo, a la esperanza.

Nos reunimos con Alejandro Ramírez en Pinilla. Es el penúltimo domingo de abril, el anterior a la Romería. Luce el sol, pero calienta poco. Por la carretera algunos devotos van o regresan del santuario. Un grupo de mujeres, practicantes de zumba, graban un vídeo como homenaje a la Patrona. Respetando las normas, los fieles se acercan a ver a la Virgen de las Viñas que luce la vestimenta para esta Romería extraña.

—Por segundo año consecutivo la Romería de la Virgen de las Viñas no se va a celebrar, al menos, como la conocemos los tomelloseros ¿Cuáles son las sensaciones y emociones del presidente de la Hermandad de la patrona de Tomelloso?

—Mis sensaciones son contradictorias. Por un lado, está esta situación de pandemia que nos limita, impidiendo que celebremos la Romería como habitualmente la hemos hecho, pero que todos tenemos que abordar con responsabilidad. Por el otro, está el fervor, la devoción y las ganas de estar a los pies de Madre para poder celebrar los actos como nuestra patrona requiere. Esperemos que este año sea transitorio y que el próximo podamos vivir con ese fervor y animación que se merece la Virgen de las Viñas. Y en olor de multitud, que estoy seguro de que va a ser así.

—La Hermandad va a retrasmitir online los actos religiosos más señalados. Lo virtual en muchas ocasiones se convierte en virtuoso…

—El año pasado, con unas restricciones más severas, vivimos una Romería virtual. Así lo haremos este 2021 a través de los canales de YouTube y Facebook de la Hermandad. Digo muchas veces que la situación de pandemia no está reñida con la devoción, la oración y la fe que los tomelloseros profesamos a la Virgen de las Viñas. Estamos haciendo una campaña que hemos llamado “Romería sí, pero en casa”. Pero en casa celebrando, con oración y fe, como la Virgen se merece.

—¿Cómo describiría a quienes no son de aquí Lo que representa la Virgen de las Viñas y su romería para Tomelloso?

—Empezaría diciendo que la Virgen de las Viñas es nuestra madre, nuestra guía, la luz que ilumina el camino de todos los tomelloseros, el refugio y el consuelo de los afligidos y la salud de los enfermos. Es esa madre que te coge y te abraza para ser guía y palabra.

—Estamos en Pinilla a pocos días de la celebración de la Romería. En otros tiempos sería un hervidero de gente viniendo a visitar a la patrona. A pesar de que las instalaciones están como una patena, entristece el poco público que hay aquí.

—Una cosa nos lleva a la otra. Nos hemos cuidado de mantener los terrenos de Pinilla limpios y con las instalaciones preparadas e impecables. Pero, le insisto, vamos a vivir la Romería, a pesar de la situación sanitaria, con mucha intensidad. Tenemos por delante unos días de recogimiento. Para ello, ya hemos engalanado a la Virgen de las Viñas, la tenemos guapa y romera. Eso nos va a permitir venir a visitar a nuestra patrona con tiempo, sin aglomeraciones y podamos llevarnos esa imagen. Siempre digo que a la Virgen hay que mirarla a los ojos, pero con los ojos del corazón.

—Cuando hace tres años se hizo cargo de la Hermandad de la Virgen de las Viñas usted, ni por asomo, pudo pensar que durante dos años no se celebraría la romería, ¿es cierto?

—Ni me lo imaginé ni me lo esperaba. El hombre propone y Dios dispone. Es una situación que entristece y cuesta llevarla, pero le puedo decir que en este tiempo la Virgen me ha dado fuerzas y me ha inspirado en las decisiones que he tomado. Nuestra vida se compone de señales, debemos tener abiertos los ojos y el espíritu para recibirlas.

La situación que vivimos actualmente es así, triste en muchos aspectos. Vamos a sacar la parte positiva, la alegría que significa llevar la esperanza y el color a todos los hogares para seguir transmitiendo la fe. Esa es mi misión, transmitir esa fe, esperanza y alegría que la Virgen me contagia, a todos los hogares.

—Cuando se presentaron los actos de la Romería 2021 usted reiteró la responsabilidad de la Hermandad de la Virgen de las Viñas, de los fieles y de la ciudad de Tomelloso en esta situación de pandemia.

—La iglesia, en general, se ha comportado extraordinariamente cumpliendo las instrucciones de las instituciones llevando a cabo las restricciones que en cada momento hacía falta. Mantuvimos la ermita cerrada, al igual que el parque infantil. Hemos mantenido el aforo. Es por eso que quiero agradecer la responsabilidad de todos los tomelloseros por cuidar esa imagen. Estos días me llegaban mensajes de ánimo y fuerza, porque de esto podemos salir con responsabilidad y sentido común.

—¿Nos puede recordar las pocas celebraciones romeras de este año?

—He de añadir que vamos a mejorar mucho la transmisión de los actos. Las emisiones van a tener mayor calidad, nos van a instalar una antena de wifi para llegar con la mayor calidad a los hogares. El sábado a las 12 de la mañana se celebrará el rezo del Regina Coeli, que como sabe sustituye al Ángelus en este tiempo de Pascua. A las 21:30h del sábado tendremos el rezo del Santo Rosario, como homenaje a la Procesión de las Antorchas a la que tantos tomelloseros acuden.

El domingo 25, a las 11 de la mañana se celebrará la Eucaristía, presidida por José Carlos Redondo, el párroco de la Sagrada Familia. A las 5 de la tarde vamos a hacer un acto simbólico, un repica de campanas para recordar cuando la Virgen Sale Camino de Tomelloso. Cantaremos el himno, y alguna sorpresa más que habrá, de manera virtual, pero en comunión. He de agradecer la dedicación, esfuerzo y compromiso con nosotros y desde él a todos los sacerdotes de Tomelloso.

—¿Han preparado actividades para los más pequeños?

—Por supuesto, vamos a difundirlas esta semana por las redes sociales. Ya sabe usted como es esto. Estos días estamos animando por las redes a que se pongan balconadas de la Virgen en los hogares, que no falten en ninguna casa de Tomelloso. A partir de este lunes vamos a pedir a los niños que realicen y nos envíen esos maravillosos dibujos que el año pasado nos emocionaron tanto por la ilusión de los pequeños y sus familias. También animamos a todo el mundo para que nos mande fotos desde casa de ese ambiente romero que ya se hizo el año pasado.  Se trata de estar juntos, aunque sea virtualmente, que la distancia física no nos impida estar más unidos que nunca por nuestra patrona.

—Como nos decía, la Virgen de las Viñas ya está preparada para celebrar esta atípica romería.

—La hemos puesto muy guapa, me emociona verla así de radiante. Luce un vestido y un manto, confeccionado en brocado murciano. Es de seda natural, con hilo de oro y en blanco roto. Fue donado por nuestra queridísima Encarnita Ramírez hace muchos años. Hemos querido así hacer un homenaje a Encarnita con la que, como sabe, firmamos en agosto la escritura del Museo de la Virgen.  Lleva también un ceñidor confeccionado en hilo de oro, como tocado, una mantilla de seda natural bordada también en oro. Además, la Virgen porta un broche muy especial, donado este año, con una alegoría del Espíritu Santo y un racimo de uvas. La Virgen irradia este año mucha luz para que nos ilumine a todos.

—En este más de un año tan duro, en el que no se han celebrado dos romerías, la Hermandad y usted como presidente deben haber recibido testimonios muy fuertes de fe, de conversión y de pedir ayuda a la Virgen de las Viñas.

—No se puede usted hacer una idea. Desde el primer momento hemos recibido muchos testimonios e historia de fe y de esperanza, de gente que le faltaba salud. He sido testigo de muchas situaciones, me han pedido que rece o que ponga velas y luego me ha alegrado el resultado de muchas de esas plegarias. Ha habido casos muy graves en Tomelloso que se han encomendado a la Virgen de las Viñas y ahora tengo la oportunidad de recibirlo. Hace un par de semanas una madre me pidió que la acompañara en una oración a la Virgen de las Viñas por su hijo enfermo que, afortunadamente ha curado. Hay que rezar por los que se fueron, pero especialmente por lo que todavía están en los hospitales. Esos testimonios nos llenan de fe, nos abren el camino y lanzan un mensaje de esperanza para esas personas a las que les flaquean las fuerzas.

—Me gustaría terminar la entrevista con un mensaje de esperanza. La Romería de la Virgen de las Viñas se celebra en primavera, la estación de la esperanza en la que vuelve la vida. Los campos resplandecen verdes esta mañana… El año que viene no vamos a estar así, ¿no?

—Tengo mucha esperanza en que el próximo año no vamos a estar así. La Romería del 2022 la vamos a vivir, gracias a la Virgen de las Viñas, tan intensamente como lo hemos hecho siempre, le diría que incluso más. Vamos a vivir este año con mucha fe y esperanza desde la oración.

ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
ob.imagen.Descripcion
1627 usuarios han visto esta noticia
Comentarios

Debe Iniciar Sesión para comentar

{{userSocial.nombreUsuario}}
{{comentario.usuario.nombreUsuario}} - {{comentario.fechaAmigable}}

{{comentario.contenido}}

Eliminar Comentario

{{comentariohijo.usuario.nombreUsuario}} - {{comentariohijo.fechaAmigable}}

"{{comentariohijo.contenido}}"

Eliminar Comentario

Haga click para iniciar sesion con

facebook
Instagram
Google+
Twitter
}

Haga click para iniciar sesion con

facebook
Instagram
Google+
Twitter
  • {{obligatorio}}